Las chicas de Diego Carrasco han conseguido una victoria vital ante un rival directo por la permanencia que les permite, acompañado por los resultados del resto de equipos implicados en la parte baja, sacar una diferencia de 4 puntos con el descenso.

Clínicas Rincón Málaga Costa del Sol Sabía de la importancia del encuentro y salían muy mentalizadas, con unos primeros diez minutos espléndidos donde sacaba cinco goles de diferencia a las catalanas (4-9).

Pero apareció la pájara y, en los siguientes diez minutos, un bajón en el rendimiento les hizo encajar un parcial de 8-1 que daba la vuelta al marcador. Las malagueñas tenían muchos problemas para controlar a Anna Manaut, que hacían seis de los ocho goles de este parcial.

Desde este momento, el partido fue de enorme igualdad, con ambos equipos alternando en el mando del electrónico. Al descanso Castelldefels dominaba por un gol (16-15). Las defensas desaparecían y ambos equipos anotaban con facilidad durante los primeros veinte minutos de la segunda parte.

En los últimos minutos, volvió a aparecer la defensa, y eso permitió correr. Así se logró un parcial de 1-5 que parecía ser definitivo, pues ponía al Clínicas Rincón con 3 goles de ventaja a pocos minutos del final (28-31).

Pero Castelldefels se acercó y se puso a un solo gol, teniendo ocasión de empatar, algo que evitó una gran parada de Sonora Solano y un gol de Polina Dikalo, una de las jugadoras más destacadas del encuentro por parte de las malagueñas, puso el cierre al partido y selló la victoria visitante (30-32).