El mejor partido de la temporada del Clínicas Rincón Málaga le ha valido al equipo malagueño para sumar su segunda victoria consecutiva, en esta ocasión tras superar al Carobels Cleba León en un gran encuentro disputado en una Ciudad Deportiva de Carranque que llevó en volandas a su equipo.

Tras un inicio igualado, el Clínicas Rincón Málaga tomó las primeras ventajas importantes gracias a un parcial de 3-0 que les daba un colchón de cuatro goles de ventaja (9-5). A partir de aquí, el mando del electrónico fue para las malagueñas, que cimentaron la victoria en un trabajo como les gusta decir a los entrenadores, de atrás a delante.

Diego Carrasco venía pidiendo intensidad defensiva y aportación de la portería y en la segunda mitad de la primera parte bien que lo encontró en sus jugadoras. El Clínicas Rincón Málaga disfrutaba defendiendo y, cuando las leonesas lograban superar el muro que era esa defensa 6-0, se encontraban con una Sonora Solano inmensa.

En los instantes finales del primer tiempo el Carobels Cleba León sufrió un bajón de intensidad, sus jugadoras se despistaron, y el conjunto malagueño supo tener instinto asesino para finiquitar la contienda. Parcial de 6-0 a favor (con seis goleadoras distintas) y una diferencia de nueve tantos al descanso (20-11).

Las leonesas subieron intensidad en defensa al inicio del segundo tiempo, logrando crear dudas en la ofensiva local, dirigido durante el primer tiempo con maestría por Bea Puertas en un primer momento y con la valentía de Paloma Cuevas en sus penetraciones posteriormente. Pero Cleba León no conseguía superar a Sonora y no recortaba distancias, logrando Estefanía Méndez abrir la lata del segundo tiempo.

Destacable han sido las actuaciones de Pepa Moreno, tanto en el pivote como en el centro de la defensa, y Jennifer Gutiérrez, que sigue con su buen idilio con el gol, finalizando el choque con ocho tantos anotados.

La victoria no peligró en ningún momento y las malagueñas pudieron celebrar un nuevo triunfo, el segundo de forma consecutiva, que les hace tomar distancia con el descenso y poder mirar hacia arriba con mayor moral y confianza en sus posibilidades.