El conjunto malagueño logró sacar un punto en la visita al Prosetecnisa Zuazo, equipo que se encuentra en la cuarta posición, inmerso de pleno en la lucha por las posiciones europeas. El Clínicas Rincón Málaga mostró autoridad y fue capaz de dominar el encuentro en algunas fases y de reponerse cuando le vieron mal dadas en otros momentos. Además, Diego Carrasco no pudo contar con Bea Puertas, que con unas molestias se quedó finalmente en Málaga por precaución.

Aunque parecía que arrancaba mejor el equipo local, el Clínicas Rincón logró un parcial de 0-4 a su favor que le daba el dominio en el marcador, anotando Elke Karsten su primer tanto con el equipo malagueño (3-5). Desde este momento, el control del electrónico era de las visitantes.

La defensa malagueña, con buena aportación de Sonora en portería, lograba darle a las visitantes el control del ritmo del juego y les permitía correr, para anotar con facilidad y lograr irse hasta de cinco goles de diferencia (8-13).

Una exclusión de Elke fue aprovechada por el Prosetecnisa Zuazo para recortar distancias y estrechar el marcador, llegándose al descanso con un ajustado 15 a 17 para el Clínicas Rincón Málaga. Hasta ocho jugadoras malagueñas habían logrado anotar en este primer periodo.

No pudo ser peor la puesta en escena del segundo tiempo. La segunda exclusión de la jugadora argentina era aprovechada por el conjunto vasco para darle la vuelta al marcador y ponerse con dos tantos de ventaja (20-18) y el Clínicas Rincón Málaga con una menos por otra exclusión, en este caso de Alba Vera. Se encendían las alarmas.

Entonces apareció la casta de Jennifer Gutiérrez. Entre la algecireña y Elke anotaban los goles de un parcial de 0-4 que volvía a poner en franquicia el electrónico para el Clínicas Rincón Málaga.

Con 22-24 en el marcador, el ataque malagueño se atascaba, y sólo el buen trabajo atrás y las paradas, en esta ocasión de Virginia Fernández, mantenía al equipo de Diego Carrasco en partido, llegándose con todo empatado a los últimos ocho minutos (24-24).

Alicia Torres iba a ser la protagonista de estos últimos minutos por el cuadro malagueño. Con un gol suyo devolvía la ventaja a las visitantes, pero era excluida poco después, lo que aprovechaban Jessica Nogales y Laura Steinbach (la alemana fue un auténtico martillo con 8 goles anotados) para poner por delante al Prosetecnisa Zuazo.

Pero era la pivote chilena quien lograba anotar, entrando en el último minuto, el gol que supuso el empate, sumado a exclusión de una jugadora rival, Nayla de Andrés, lo que obligó a Zuazo a realizar el último ataque del partido en inferioridad, no pudiendo marcar y reflejando el marcador un empate a 26 que repartía un punto para cada equipo.

El Clínicas Rincón Málaga, con este punto que se trae de Barakaldo, asciende a la novena plaza, empatado con el octavo y el décimo clasificado, todos con 12 puntos en su haber.