El Costa del Sol Málaga, a la final de la Supercopa Ibérica (30-27)

Rocío Campigli, en una acción.

Las panteras pasan por encima del Madeira Andebol y lucharán por levantar el sexto título de su historia

Octava final del Costa del Sol Málaga, en una época que se escribe con letras doradas. Honores a este grupo de jugadoras que se unió en 2020, al que se le han ido uniendo otras con el paso de estos tres años, para construir una máquina de competir. Este sábado en San Sebastián las panteras lucharán por el sexto título de su historia. Son palabras mayores. Pase lo que pase, es deporte, el mérito es gigante. Se impuso al Madeira Handebol en las semifinales de la Supercopa Ibérica Femenina (30-27) en un duelo donde tuvo que remangarse. Y encontró oro en la mina.

Las lusas comenzaban golpeando primero y dominaban en el inicio (1-3, 2-5). Había un carrusel de fallos de cara a portería de las malagueñas, que tenían la persiana bajada. No había tampoco una red de seguridad atrás que contuviera esos errores por lo que le tocaba remar. Sara Bravo lanzaba una bombona de oxígeno desde el extremo con un par de goles e igualaba (9-9). Pero las de Suso Gallardo iban con el paso cambiado. Se movía el árbol, aunque el banquillo tampoco encontraba las vías. Laura Sánchez anotaba dos tantos y se hacía daño, por lo que salía de la pista. Era Sole López la que ponía las tablas al descanso (15-15).

A la salida de vestuarios las panteras fueron un vendaval. Dibujaron 12 notables minutos para escaparse. Echaron el cerrojo atrás y adelante hubo momentos de flow que permitieron hacer daño. Isa Medeiros ponía el 22-18 (la primera ventaja se tomaba en el 32) y las portuguesas paraban el encuentro. Era el mejor momento de las malagueñas en el corazón verde del Gasca y había que mostrar el colmillo. El 27-22 que obraba Espe López dejaba en bandeja la victoria. No se abandonaba el Madeira, en el que se hacía grande bajo palos Isabel Gois y percutía Francisca Joao (nueve goles y MVP). Campigli, no sin sufrimiento, le ponía el lazo con el 29-26.

Otra pica en Flandes para este equipo, a las puertas de un nuevo título. Será en San Sebastián, ciudad fetiche desde 2022 con la Copa de la Reina de Illumbe. El premio es alzar la primera edición de una nueva Supercopa Ibérica Femenina donde las panteras ya dejaron su sello. Ahora es momento de grandeza, tiempo para soñar. Y ahí estará el Costa del Sol Málaga, ambicioso por naturaleza. Tres años. Ocho finales. El Gasca pone otra escalera hacia la gloria. 60 minutos.