Upcoming MatchCOSTA DEL SOL MALAGA – MECALIA ATLETICO GUARDES/9 marzo, 2024/Pabellón Jose Luis Perez Canca

Épico Costa del Sol Málaga (34-32)

Las jugadoras celebran la victoria en el Carpena.

Taquicárdica victoria de las panteras en la prórroga frente al Rocasa Gran Canaria para pasar a semifinales de la Copa de la Reina

Este sábado, a las 18:00 horas, se mide al KH-7 BM Granollers

Épico Costa del Sol Málaga. Las panteras eligieron creer y están en semifinales de la Copa de la Reina. Una noche inolvidable, no apta para corazones sensibles, y que terminó con el Carpena siendo una fiesta. Espoleadas por su afición las anfitrionas no dejaron de remar para imponerse en la prórroga a un sobresaliente Rocasa Gran Canaria (34-32). El partido tuvo de todo en un día que quedará en el recuerdo de los anales de la historia del club malagueño. Sin mucho tiempo para celebrar este sábado, a las 18:00 horas, se mide al KH-7 BM Granollers por un lugar en la final.

Las malagueñas dominaban en los primeros compases y gobernaban en el marcador, aunque no conseguían escaparse. Rocío Campigli daba ventajas de dos tantos que permitían despegar /6-4, 7-5). Pero remaban las canarias, siempre competitivas, para igualarlo. Incluso se ponían por arriba (9-10). Era un momento complicado para las anfitrionas, que veían que las de Juan Moreno venían hacia arriba. Se ponían 10-12 espoleados por una sobresaliente Lulu Guerra en portería. Precisamente una parada de Virginia Fernández levantaba a las panteras. Aprovechaban una superioridad y con varios goles lejanos a portería vacía firmaban las tablas al descanso (14-14).

Pero las isleñas estaban con flow e iban a pegar un primer golpe en la mesa en la reanudación. 10 minutos sublimes les servían para escaparse. Roca cortaba la sangría haciendo daño en el pivote, aunque no era suficiente. Mbengue a la contra encendía la primera alarma con el 18-21. Suso Gallardo lo paraba de manera inmediata. Tocaba la tecla y la versión del Costa del Sol Málaga era opuesta. Cerraba su portería y recuperaba el acierto para el 22-22. Conseguía cambiar el aire al duelo, pero no tenía el punch para hacer daño. Erraba varias ocasiones para poner por encima y coger esa inercia. No perdonaba el Rocasa Gran Canaria, que afilaba el colmillo. 23-26 y había que reconstruirse otra vez.

Dos goles de Sara Bravo eran una bombona de oxígeno para las malagueñas, que elegían creer. Se ponía cuesta arriba con 26-28 a falta de menos de dos minutos, pero Arderius comprimía. Y en el último ataque de las canarias cambiaría todo. Los árbitros sancionaban con sabotaje una acción de María Gomes, que lanzaba después de que ellos indicaran pasivo. Era expulsada dos minutos y a falta de 10 segundos la central madrileña, con sangre de hielo, anotaba el siete metros que mandaba el duelo a la prórroga.

En el tiempo extra magic se adueñó del choque y las panteras volaban. Ella misma, con tres goles, ponía el 32-29 al final del primer tiempo. El tablero se había dado la vuelta. Quedaba rematar. Roca parecía hacerlo, pero las isleñas volvían a levantarse de la lona para comprimir (33-32). Lo cerraba Silvia Arderius adelante con ese flow y atrás Virginia Fernández, inconmensurable en los últimos minutos. Decisiva con 16 paradas. Y el Carpena fue una fiesta para celebrar un triunfo taquicárdico. Una noche inolvidable que terminó con el Costa del Sol Málaga en la Copa de la Reina que juega en casa. Espera KH-7 BM Granollers por un premio gordo.